Azúcares Cocina Molecular

Los azúcares son muy utilizados en la industria de la confitería, golosinas, chicles, productos de confitería… y no solo a nivel profesional.

Este tipo de producto se emplea actualmente en el país para elaborar tanto recetas dulces y como saladas.

Un ejemplo es el manitol, un edulcorante poliol que se obtiene por hidrogenación de fructosa o azúcar invertido extraído de algas u hongos. Este polvo blanco e insípido, no es tan dulce como otros azúcares.

Su mayor ventaja en la cocina molecular es su capacidad para aportar una textura super crujiente a muchos de los elementos de nuestras elaboraciones.

Aunque es un ingrediente que se encuentra en la naturaleza, el manitol es un edulcorante de nueva generación que se utiliza en productos alimenticios y también tiene usos médicos.

Es un azúcar que se encuentra en una variedad de plantas y organismos, y su producción es en muchos casos completamente natural.